Podólogo clínico

Podología clínica

Caminar es una actividad muy sana que todos deberíamos realizar, lo mas recomendable en diabéticos, cardiópatas, tercera edad… y sin embargo, muchas veces es impracticable porque nuestros pies no lo permiten.

 

Callosidades y afecciones dérmicas, papilomas, pie plano ( infantil, adulto) pie cavo, fascitis plantar, pie diabético, juanete, patología de las uñas… son algunos de los problemas mas frecuentes en los pies que un buen podólogo puede solucionar.